Shemot

Lo positivo aleja lo negativo

Parashat Shemot termina con la protesta de Moshé ante .A. a raíz del edicto de Faraón que requiere que los esclavos israelitas encuentren su propia paja para producir ladrillos. .A. había enviado a Moshé para acercarse al faraón y exigir que liberara a los hijos de Israel, y faraón respondió intensificando el trabajo, anunciando que la paja ya no sería proporcionada. Exasperado, Moshé se volvió a .A. y exclamó: “¿Por qué has hecho mal a esta nación? ¿Por qué me enviaste? Desde que vine a Faraón para hablar en Tu Nombre, él ha hecho más mal a esta nación, y Tú no salvaste a tu nación” (5:23). Rashí, comentando el siguiente versículo, escribe – basado en el Midrash – que .A. estaba enojado por las duras palabras de protesta de Moshé y su cuestionamiento de la justicia divina. .A. en ese momento declaró que aunque Moshé vería la caída del faraón y la libertad de los hijos de Israel de la esclavitud, él no viviría para ver su conquista de Eretz Israel.

            El Midrash en otra parte (Shemot Rabá 23) relata que Moshé más tarde corrigió su error. Después de la división del mar, Moshé lleva a los hijos de  Israel cantando la canción de “Az Yashir” de alabanza a .A., y el Midrash dibuja una asociación con la palabra “az” en la introducción de esa canción y la queja de Moshé a .A. aquí en Parashat Shemot: “Umeaz bati el Faraón…” El Midrash comenta que Moshé le dijo a .A.: “He pecado con ‘az’, y ahora te alabo con ‘az’.” Moshé usó la misma palabra cuando comenzó a alabar a .A. que usó cuando se quejó a .A., indicando que ahora estaba corrigiendo el error que había cometido cuando desafió la justicia de .A.

El Midrash aquí transmite el mensaje de que la forma de contrarrestar la negatividad es a través de la positividad. Si nos encontramos naturalmente inclinados a expresar insatisfacción y criticar, entonces deberíamos estar trabajando para revertir esta tendencia dando elogios y elogios. Como seres frágiles e imperfectos, tendremos, casi invariablemente, ocasiones en que nos quejamos y protestamos. Incluso Moshé, el profeta más grande que jamás haya vivido, no podía soportar ver el tormento de los hijos de Israel y se sintió obligado a clamar a .A. en amarga protesta. Jaza”l nos enseña, sin embargo, que necesitamos tratar de superar esta tendencia natural, arraigada a través de “Az Yashir”, elogiando, loando, agradeciendo y apreciando efusivamente todo lo que es bueno en la vida. Cuanto más esfuerzo invirtamos en “Az Yashir”, al expresar una perspectiva positiva, más capacitados seremos para resistir la tendencia natural de “umeaz bati el Faraón”, para quejarnos de las dificultades y decepciones de la vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .